Oaxaca es un IDILIO, una tierra bella, compleja y diversa.

El CaSa, un centro con vocación ecológica 

Por: Gina Mejía / Fotografías: Archivo Casa

En medio de la montaña en San Agustín, Etla, en un pueblo con riqueza natural, el artista Francisco Toledo fundó el Centro de las Artes de San Agustín (CaSa) en el casco de la antigua fábrica de Hilados y Tejidos La Soledad.

Interesado siempre en el cuidado del medio ambiente, Toledo propuso que el CaSa fuera un espacio amigable con el medio ambiente, acorde al entorno que lo rodeaba. Así surgió el primer centro cultural ecológico de América Latina.

El CaSa cuenta con áreas de producción que utilizan procesos no tóxicos como el Laboratorio de Fotografía Análoga y el Taller de Gráfica Tradicional, ambos con programas educativos diseñados especialmente para este espacio.

Uno de los diplomados es el de Formación de impresores de fotografía tradicional blanco y negro con reveladores ecológicos a cargo de la impresora Lorena Alcaraz, que se ha realizado durante nueve ocasiones, y el otro que se lleva a cabo es el de Escuela de grabado menos tóxico, coordinado por el artista Demián Flores, el cuál inició hace cinco años.

IMPRESIÓN CON REVELADORES ECOLÓGICOS

Alcaraz considera importante que exista un diplomado donde se enseñe a utilizar este tipo de reveladores, porque este proceso “es generoso con el medio ambiente por los reveladores ecológicos y con la salud del propio impresor”.

Para llegar a tener un laboratorio de fotografía con procesos amigables para el medio ambiente, Alcaraz platicó que hubo una investigación que comenzó un par de años antes de que el CaSa se inaugurará.

“Por iniciativa del maestro Francisco Toledo, el fotógrafo Gerardo Montiel encontró fórmulas que tuvieran menos impacto nocivo en la naturaleza. Generó todo un interés y derivó en tener un laboratorio que tiene esta protección al ambiente y que puede y debe ser compartido en todos lados”, detalla la impresora.

Alcaraz menciona que personas de otras partes del mundo acuden a conocer el laboratorio de fotografía del CaSa:

“Hay un gran interés porque en ningún lugar existen estas instalaciones; aparte está enclavado en un paisaje precioso, en una lugar lleno de energía como es Oaxaca y que aparte de todo es ecológico; es un lugar único”.

GRÁFICA MENOS TÓXICA 

El proceso de gráfica, de la forma tradicional, ocupa muchos procesos donde se involucran solventes y ácidos que son muy corrosivos. Estas sustancias suelen ser agresivas tanto para las personas que trabajan con ellas como con el medio ambiente. 

Javier Antonio, encargado del Taller de Gráfica Tradicional, cuenta que en el CaSa se implementó el uso de un método que se llama grabado electrolítico. Detalla que

“se trata de unproceso menos tóxico en el que se involucran dos factores muy importantes que son la energía eléctrica y una solución salina que es a base de sulfatos. Mediante esta solución se logra el intercambio de iones entre dos placas: la que deseas grabar y una que sirve como receptor de todo el desecho de la placa que se está grabando”.

El encargado del Taller de Gráfica Tradicional explicó que este método tiene sus principios en el galvanismo, “un proceso menos tóxico en el que puedes manipular las placas cuando se están trabajando. No genera gases, tampoco ningún tipo de toxina que pueda ser agresiva para las personas que están trabajando con este método”.

Es importante mencionar que todos las actividades del taller de gráfica del CaSa que implique grabar sobre metal, utilizan este proceso.

El Taller de Gráfica del CaSa cuenta con las herramientas necesarias para hacer un proceso menos tóxico y también programa talleres y cursos donde se enseña cómo llevarlo a cabo.

www.casa.oaxaca.gob.mx

facebook / instagram

Siguiente Publicación

Anterior Publicación

© 2020 IDILICA MAGAZINE

Tema de Anders Norén

A %d blogueros les gusta esto: